Valoración del libro
5

Autor: Patrick Rothfuss
Género: Fantasía
Serie: Primer libro de la Crónica del asesino de reyes
Publicado en: 2007
Título original: The Name of the Wind
Sinopsis: He robado princesas a reyes agónicos. Incendié la ciudad de Trebon. He pasado la noche con Felurian y he despertado vivo y cuerdo. Me expulsaron de la Universidad a una edad a la que a la mayoría todavía no los dejan entrar. He recorrido de noche caminos de los que otros no se atreven a hablar ni siquiera de día. He hablado con dioses, he amado a mujeres y escrito canciones que hacen llorar a los bardos.
"Me llamo Kvothe. Quizás hayas oído hablar de mi."

Opinión:
Nos encontramos en Roca Guía, una taberna de un pueblo perdido en mitad de la nada, lejos de las rutas comerciales y los caminos importantes, caminos que, dicho sea de paso, son cada vez más inseguros. Detrás de la barra, atendiendo a los parroquianos, se encuentra Kote. Nadie en el pueblo sabe nada de él, pero tampoco parece interesarles, para ellos Kote solo es alguien que llegó al pueblo no hace mucho más de un año y que compró la taberna; no parece un mal tipo pero nunca llegará a ser uno de ellos, siempre será un forastero.
Todo habría seguido así si no es porque a Devan Lochees, alias "Cronista", le asaltan unos bandidos cerca del pueblo de Kote y acaba entrando en Roca Guía.
"Cronista" descubre que detrás de ese tabernero anodino se esconde el legendario Kvothe (pronúnciese cuouz), un personaje legendario, héroe para algunos y villano para muchos, mitad bribón, mitad asesino y mago poderoso. Todos lo dan por muerto pero se esconde del mundo, y de la muerte, en una destartalada taberna de un pueblo perdido.
Devan le insta a que le cuente su verdadera historia y Kvothe, finalmente y a regañadientes, accede con la condición de que se la deje contar a su modo, y para ello necesitará tres días, ni uno más ni uno menos.
Esta es la historia de la "Crónica del asesino de reyes" y "El nombre del viento" es el relato del primero de los tres días.



Antes de escribir una reseña suelo hacer una búsqueda por internet, más que nada para conocer la opinión de más gente sobre el libro en cuestión. Lo habitual es encontrar opiniones buenas, cosa que es lógica ya que casi nadie escribe sobre algo que no le ha gustado, pero este libro es una excepción ya que todas (y con todas quiero decir exactamente eso, todas y cada una) las reseñas que he leído lo califican de obra maestra, al mismo nivel que J. R. R. Tolkien y George Martin, si no por encima de ellos (esto no es una forma de hablar, doy mi palabra de que en una reseña decían eso).

Igual soy un bicho raro, pero discrepo de tanta crítica elogiosa. El libro no está mal, pero de ahí a considerarlo una obra maestra hay un mundo.

Es cierto que se trata de una historia entretenida y que te atrapa fácilmente, pero se nota en exceso que estamos ante la opera prima del autor. El ritmo es irregular, alternando momentos trepidantes con pasajes innecesariamente lentos y tediosos (al menos lo interesante de la trama hace que se sobrelleven mejor estos ratos de sopor).
Los personajes están bien retratados, pero no dejan de ser los estereotipos de siempre, más propios de una novela juvenil que de una obra maestra. Tenemos al chico y a los amigos del chico, que le acompañan pero sin robarle protagonismo en la historia. Está el enemigo del protagonista y su pandilla de secuaces. También nos encontramos con los profesores que van guiando a nuestro héroe por el camino correcto y le ayudan a descubrir su potencial (a ratos me parecía que estaba leyendo una versión de Harry Potter pero sin el toque infantil de la obra de J. K. Rowling). Y, como no, tenemos a la chica misteriosa de la que nuestro protagonista está tremendamente enamorado (aunque le cueste reconocerlo).

Pero tampoco os llevéis a engaño, aunque le esté dando algo de caña se trata de un buen libro, entretenido y a ratos absorbente. Los personajes son perfectamente creíbles y la historia está bastante bien llevada. De hecho, me he leído el segundo volumen de la saga y estoy deseando que se publique el tercero -solo por saber quiénes son realmente los Chandrian (a mi gusto el mejor elemento de todo el libro) valdrá la pena comprarlo-. No obstante, me ha dejado un sabor agridulce, se trata de un libro que está bien pero del que me esperaba más y al que se puede pedir más.

Valoración: Cuatro estrellas, tres por el buen rato que me ha hecho pasar y una más por ser el primer libro del autor.

Más libros de la serie:

Un comentario hasta ahora.

  1. Anónimo says:

    Cierto, un libro con altibajos (y algunos bajos pronunciados) que, a veces, parece que remontará el vuelo hasta las alturas. Vemos que su potencial podría llevarle hasta los grandes (Tolkien, George R. R. Martin) pero acaba decepcionando las expectativas. No obstante, coincido con las cuatro estrellas; autor prometedor, manifiestamente por debajo de los maestros mencionados pero perfectamentemente capaz de hacerte pasar un buen rato. Digamos que parece llamado a ocupar un segundo escalón (junto a Abercrombie, por ejemplo) pero con potencial de superar ese nivel. Veremos cómo evoluciona. JM Pen

Leave a Reply